The Grab & Golf

CESPED

Las tendencias gastronómicas cambian a pasos agigantados a nivel mundial. El perfil del consumidor ha cambiado radicalmente en los últimos años. Se da mucha importancia al tiempo, rapidez en pedirlo y consumirlo, al origen del producto, a la calidad de las materias primas y sobre todo a si es o no saludable. Lo que antes valía ahora ya no tanto, o menos. Enfrentar innovación y tradición no es el mejor camino, son polos opuestos, utilizar la innovación en ayuda de la tradición quizás sea más acertado. Y es por eso que surgen nuevos conceptos innovadores, que con mejor o peor suerte, están saliendo como setas a lo largo de las grandes capitales españolas.

Pero que pasa con el Golf… aquí no ha cambiado nada. La gastronomía que se sirve en la mayoría de nuestros campos sigue siendo la misma año tras año, desde hace lustros. Algo que huele a rancio, huele a mis TBOs de Tintín… no hay innovación, no hay cambio, no hay sorpresa. Es por eso por lo que hay que atreverse con nuevos conceptos y nuevos puntos de restauración. ¿Vender alimentos y bebidas en el pro shop? ¿Por qué no? ¿Food Trucks entre el 9 y el 10? ¿Por qué no?

productos-casualfood-n-aming

Así surge el Concepto Grab & Golf… ubicado en el Pro Shop, donde ya hay un personal destinado por lo que no hay que invertir más en RRHH. Personal que una vez bien formado les da lo mismo vender bolas, que tees, que guantes, que arreglapiques… que sándwiches y bebidas… sólo necesitamos una vitrina expositora…

Os voy a hacer unos pequeños números.

  • Un campo de golf con unas 40.000 salidas a las año.
  • Esperamos una penetración de compra de un 10 %, es decir 4.000 compradores.
  • Un Pack de sándwich, bebida y fruta cortada, PVP 9.5 €.
  • Coste del Pack 3.67 €.
  • Ingresos anuales brutos “limpios” 23.320 €.

¿Innovador?, sí, ¿diferente?, sí… ¿funciona?, yo estoy seguro que sí… ¿Entonces? ¿Qué? ¿Nos atrevemos? Amigos del Golf, tenemos que abrir nuestro campo de visión, ver que se está cociendo por el mercado gastronómico, observar tendencias, conceptos, ideas… e intentar aplicarlas a nuestros sector, los tiempos cambian y nosotros debemos de adaptarnos al entorno si queremos seguir vivos… miremos hacia delante, al futuro, que el horizonte está lleno de nuevas oportunidades.

The Grab & Go y el Golf Snack Bar Corner, dos nuevos conceptos de restauración en el Golf.

2cc8995d24af094dc5b7b6f45914cafd

Que tenemos problemas a la hora de gestionar la parcela se restauración de un campo de golf y que para los gerentes ha sido, es y seguirá siendo un quebradero de cabeza, es  algo obvio, es el problema que me encuentro cada día que voy a un campo de golf. Que la gran mayoría de los establecimientos de restauración de vuestras instalaciones generan perdidas al club, también es un obviedad, hay una falta de gestión total, pero sobre todos de bases, de conocimiento, de formación. Entonces, habrá que pensar en algo, ¿no? ¿Seguimos igual sin hacer nada o intentamos dar un giro radical adaptado a las nuevas tendencias de mercado y esperamos a ver qué pasa? De esta manera nace el Concepto Grab & Go, Golf Casual Food.

n-aming_vending2

Si lo pensamos bien sólo hay un sitio donde el jugador pasa sí o sí una vez dentro de las instalaciones de vuestro campo, el proshop, donde los horarios de apertura se adaptan a los del campo y donde ya hay un personal destinado es este centro de producción. Los hay que pasan, recogen su tarjeta, pagan y si van directamente al campo de prácticas o al campo. La gran mayoría no suele pasar por la Casa Club ni a tomarse un café, pues ya suelen venir desayunados de sus casas. Después de la partida pues depende, los hay que se quedan y otros que van directos al parking y se marchan sin hacer una mínima consumición. Tendríamos que ver la conversión de jugadores/día que luego pasan por la Casa Club, excepto algunos casos, el ratio es muy bajo, preocupante. ¿Soluciones? ¿Seguimos como estamos o arriesgamos? ¿Unificamos espacios? ¿Es una locura? Ingenuidad y locura es seguir haciendo siempre lo mismo y esperar resultados diferentes, ¿Os suena, verdad?

Grab n Go

Hay que optimizar espacios, sacarles el máximo rendimiento, inventarnos nuevas ubicaciones donde podamos ejercer acciones venta sin que está nos suponga un coste adicional de recursos humanos. De esta manera surgen nuevos y novedosos conceptos en el mundo del Golf. El Take Away y el Grab & Go, Golf Casual Food y el Snack Bar Golf Corner. Ambos son tendencias brutales en el panorama gastronómico actual y no me cabe la menor duda de que podrían tener cabida en este mundo.

1_moenyKkP5qKfcLs-ITkHzw

El Take Way (concepto pre order)

Esto es algo que ya se está haciendo en Clubes como el RACE, un concepto tipo food truck sencillo y la vez muy operativo y de tremenda calidad. Un concepto innovador que exige de pocos recursos y el retorno es enorme. La operativa es sencilla. Comunicar en el tee del 9 un listados de sándwiches y bocadillos, fríos o calientes, donde el cliente con tan solo una llamada puede hacer su pedido y recogerlo en el cruce del 9 al 10, recién hecho, sin esperar y sin romper el ritmo de juego de las partidas que viene detrás. Y una vez allí, si formamos bien a nuestro personal, podemos aplicar técnicas de venta como el crosseling, intentando venderle ese algo más que nos subirá el ticket medio. O directamente ofrecer un combo bocadillo + bebida + bolsa de patatas o barrita energética a un precio cerrado.

c705e0e96e782c42354fba425350274b

The Grab & Go, Golf Casual Food

Que la comida orgánica y saludable está en alza es algo que está cantado, los que estamos dentro de este mundo es algo que ya tenemos claro hace tiempo, es posiblemente la tendencia gastronómica que más fuerte se está extendiendo dentro de nuestras fronteras, y mucho más fuera de ellas. Que las nuevas generaciones vienen pidiendo a gritos este tipo de alimentación sana, saludable y sobre todo rápida y económica, es algo indudable, la generación millenial viene pisando fuerte y lo que demanda es precisamente esto, rapidez, producto natural y precio. Empresas como Ñaming ofrecen surtidos adecuados a este concepto, con largas fechas de caducidad y elaborados cada día con las mejores materias primas, no en vano son líderes en el mercado con una producción de más de 100.000 uds / día.

Pero antes de nada, tenemos que tener claro cuál es el concepto de Golf Casual Food, ¿Cuál es su significado? Muchos os preguntaréis, ¿Esto que es? Pues bien, esto es Casual Food.

Casual food es poder comer de forma espontánea, en el campo de prácticas, en el buggy, caminando por la calle, en el tee esperando a la partida de enfrente…

Casual food es poder comer donde quieras pero de forma equilibrada.

Casual food son productos elaborados a diario, frescos-frescos, para que tú lo notes al tomarlo.

Casual food debe tener un formato cómodo para ti, que te permita tomarlo sobre la marcha, de una vez y sin mancharte.

Resultado de imagen de nostrum restaurantes

The Golf Snack Bar Corner

Conceptos como https://www.nostrum.eu/es/ están teniendo un éxito tremendo desde sus inicios, productos de primera calidad a precios muy asequibles, adaptados a todos los gustos y clientes. El cliente compra el producto que se encuentra expuesto en unas grandes vitrinas. La zona de degustación al fondo, con mesas, sillas y espacios amplios, en el caso que el cliente prefiera consumirlo in situ. Con la opción también de comprarlo y llevarlo a casa, ahorrando de esta manera tiempo y dinero.

Pues bien, este el proyecto que queremos lanzar el próximo mes de septiembre, conceptos novedosos, que solucionen vuestros problemas, que no os supongan un sobre coste en la operativa del día a día y por supuesto que no os suponga un sobre coste de sueldos, si no de todo lo contrario, porque es aquí, en la parcela salarial donde los departamentos de restauración hacen más aguas que el Titanic, son estos los costes que precisamente os revientan las cuentas de explotación dentro del departamento de restauración. Y luego tiene otra ventaja, no hay que cocinar, son productos que ya vienen elaborados por lo que las mermas de producto os bajan de manera abismal, amen, del gasto salarial que os supone no tener un número de cocineros en plantilla. Y otra ventaja, los productos quinta gama no cogen vacaciones, ni bajas, ni cobran un despido e indemnización, factor importante y mucho.

Entonces, ¿Nos atrevemos? ¿Nos adelantamos a lo que sin duda se implantará tarde o temprano en los clubes deportivos, sean de golf, tenis o paddle… ¿Hablamos?

Chema Alcázar

Soy Chema Alcázar, futuro Director de Campos de Golf…

La imagen puede contener: una persona, de pie

Murciano, de 51 años, apasionado de la gestión de empresas turísticas, enamorado del mundo del golf. Ex Director de las Casas Club y Departamentos de Restauración de Las Colinas Golf & Country Club y del Real Club Valderrama, profesor y ponente de la AEGG, Golf Gestión y Formación y del CMAE. Desde hace muchos años siempre ha sido mi deseo poder dirigir un Campo de Golf en el futuro, ha sido una de mis ilusiones y objetivos, me considero perfectamente formado y preparado para poder acometer esta tarea con éxito, estos son mis argumentos.

He trabajado en diferentes empresas ocupando diferentes cargos, lo que algunos ven como una debilidad a la hora de tomar parte en un proceso de selección yo lo veo como una fortaleza; trabajar para diferentes empresas, de diferentes sectores y ocupando diferentes cargos, te capacita para tener una visión global dentro de cualquier compañía, pues has conocido diferentes líderes, diferentes mentores, diferentes métodos de trabajo, diferentes compañeros, diferentes valores empresariales, diferentes visiones de negocio… y eso no es algo negativo, todo lo contrario.

Resultado de imagen de melia 7 coronas

Resultado de imagen de hotel pueblo acantilado

De mi experiencia como Director Comercial Hotelero, mis primeros años en Meliá Hoteles y posteriormente en el Hotel Pueblo Acantilado de Alicante, aprendí todo lo referente a comercialización turística de un Hotel o un destino. Preparar planes de negocio, establecer estrategias de  comunicación y ventas, crear promociones, paquetes turísticos, contratación de TTOO y OTAS, aplicar técnicas de venta innovadoras, como el up y cross selling, asistir a ferias y eventos, crear necesidades para los clientes, cumplir mis promesas con ellos… y sobre todo pensar, estar todo el día pensando qué hacer para vender más… esto y mucho más es lo que aprendí en esa etapa.

Resultado de imagen de elpozo alimentacion fabrica

En elpozo alimentación tuve la gran suerte de tener a uno de los mejores mentores que alguien puede tener, Tomás Fuertes ha sido una de las personas que más me ha influido en mi vida laboral, de él aprendí, y vaya que si lo aprendí, el significado de la palabra excelencia. Dentro del departamento de marketing aprendí que marketing no es solo propaganda y publicidad, que es mucho más. Análisis de negocio, tendencias, estrategias de comunicación, estudiar tipos de clientes, tipos de necesidades, segmentación de mercados… cómo comunicar y cómo hacerlo para que dicha comunicación llegue al cliente correcto, en el momento correcto, en el lugar correcto y por el canal de ventas correcto… y sobre todo, lo que mejor aprendí de él es que el jefe es el cliente, pues al fin y al cabo con su dinero se pagan las nóminas. Y que para triunfar en la vida tienes que saber, tienes que querer y tienes que tener medios, tres claves del éxito.

Resultado de imagen de melia royal tanau

Resultado de imagen de melia palacio de tudemir

En mi segunda etapa en Meliá Hoteles, ya como Director de Hotel, aprendí todo lo referente a gestión pura y dura de un establecimiento turístico. Qué es, cómo elaborar y cómo interpretar una cuenta de resultados. Pensar, pensar y pensar qué hacer para vender más y mejor para poder llegar a los objetivos marcados por la compañía. Dirigir a personas y hacerlo de la manera más humana posible, pues siempre era consciente de que mi trato hacia ellos les influiría no solo en su vida laboral, sino también en su vida personal y familiar. Dentro del departamento de alimentos y bebidas aprendí todo lo que se puede aprender acerca del control de compras, de stocks, de inventarios, cómo calcular escandallos, establecer margenes operativos, diseño de las diferentes ofertas gastronómicas, organización y supervisión de eventos y banquetes… mimar al cliente, hacerle sentir mejor que en su casa, desvivirme por su felicidad para que guardara siempre un buen recuerdo de su estancia y por supuesto para que volviera… una gran escuela fue Meliá, la mejor que pude tener para poder aprender todo lo que sé hoy en día del sector hotelero.

Resultado de imagen de las colinas golf & country club

Tras un paréntesis laboral, casi de rebote, llegué al mundo del Golf. Fue en Las Colinas Golf & Country Club donde tuve mi primera oportunidad de trabajar en este maravilloso mundo. Un desarrollo espectacular ubicado en el sur de Alicante, lindando con Murcia. Y fue aquí donde empecé a implantar algunos de los conocimientos que había adquirido en mi etapa como Director de Hotel. Tuve como Director a uno de los mejores Directores de Golf a nivel nacional, Juan Álvarez, de quien aprendí cada día más cómo es el día a día dentro de un campo de golf, su visión y cariño por este mundo.

Resultado de imagen de real club valderrama

Y de repente un día, Valderrama llegó a mi vida. Poder trabajar para el mejor Campo de Golf de la europa continental ha sido sin duda el trabajo que más me ha llenado y me ha hecho más feliz a lo largo de mi trayectoria profesional. Trabajar con profesionales de la talla de Javier Reviriego, Adolfo Ramos, Eduardo Ruiz o Fernando Padrón ha sido todo un lujo, fue como tener a Zidane como entrenador y compartir cancha con Ronaldo, Raúl o Iker Casillas… no podía tener mejores compañeros de fatiga. En Valderrama ha sido también donde más me he sentido valorado, como profesional y como persona, por compañeros y por socios, donde tuve la tremenda suerte de tener una plantilla de profesionales a mi cargo no como la copa de un pino, sino como todas las copas de todos los alcornoques de este grandioso campo, sin duda, trabajar junto a Sebastian Gavira, Jefe de Cocina de Valderrama, junto a María o Marie, ha sido un tremendo honor, como también lo ha sido trabajar con el resto de componentes del Club, grandes todos donde los haya. Y fue aquí donde aprendí todo lo referente al golf. Y os puedo asegurar que no hay mejor escuela para aprender que esta, aquí la excelencia era llevada a su punto más alto, a niveles superiores… y es que Valderrama es Valderrama… 😉

Resultado de imagen de octavio llamas

El querer buscar un cambio de vida, para seguir aprendiendo, me llevo a recalar en Autogrill Iberia, empresa Italiana propiedad de Benetton que opera 72 establecimientos de restauración a nivel nacional. Esto es, gestión, gestión y gestión. Y aquí tuve la tremenda suerte de trabajar con Mr. Excell, Octavio Llamas, un genio de la economía con el que te puedes tirar hablando de números seis horas seguidas, y cuando a ti se te empieza a nublar la vista y tiras de Gelocatil para amortiguar el dolor de cabeza, el puedo seguir 8, 10 o 12 horas más dale que te pego a los excell… sin inmutarse, un crack de la gestión y de la visión empresarial. Y eso es lo que aprendí allí, a llevar la gestión a puntos extremos, ratios, ratios y más ratios… fue como hacer siete masters de economía durante dos años…

Y os preguntaréis que similitudes hay entre la dirección hotelera y de un campo de golf, pues bien, os las explico. Todas.

El departamento de reservas de un Hotel y un Campo de Golf es idéntico, cambian los programas de reservas y gestión pero el fondo es el mismo, uno vende habitaciones y otros salidas al campo. Las recepciones, idénticas.

Referente al tema de contratación y comercialización, un cuarto de los mismo. Cambia el cliente, pero los canales de contratación y distribución son idénticos.

Mantenimiento de campo… en los Hoteles están las gobernantas o gobernantes, en los campos de golf los greenkeepers… unos se preocupan de las habitaciones y otros del estado del campo… se puede ser gerente sin tener amplios conocimientos en esta parcela? Totalmente, pues quien tiene que saber de esto es el greenkeeper… otra cosa es que después de un año trabajando en un campo de golf sigas sin tener no idea en este área…

Tema alimentos y bebidas… aquí sobran las explicaciones… 🙂

Gestión y Administración… un calco. En ambos sectores las cuentas de explotación son calcadas, hay ingresos, gastos fijos, variables, opex, capex… administrativamente, todo el pago a proveedores, contabilidad, contratación y nóminas, seguridad social…

Y ahora estoy aquí… escribiendo este post, dándole a la tecla, con 51 tacos y el pelo escarchado. Dispuesto a volver a la carga. Con el objetivo claro de poder dirigir en un futuro un Club de Golf, pues es aquí, en este mundo, donde me han hecho sentir mejor, donde más se ha valorado mi trabajo y mi forma de ser, como trabajador y como persona humana. Sector donde sólo oigo alabanzas y muestras de cariño, donde he conocido a gente maravillosa dispuesta a ayudarme en todo lo que me haga falta dentro de mis objetivos laborales. Gente que te llama, que te escribe para ponerte al día del mundo laboral dentro del golf, de nuevas ofertas de trabajo, gente que aunque se que no me lo dicen, están pendientes de cómo voy y de si aparecen nuevas oportunidades laborales en las que pueda aportar toda mi experiencia… y es por eso, amigos del golf, por lo que os pido un pequeño empujoncito más… quiero dedicarme a la gestión de instalaciones deportivas de un campo de golf, tengo suficientes aptitudes y sobre todo una gran actitud para afrontar nuevos retos, se que todavía puedo aportar mucho a cualquier empresa que me quiera contratar, que en el golf, perfiles como el mío, de gente madura, honesta, leal, humana, hecha, sin pájaros en la cabeza, con las ideas claras y con muchas millas de vida recorridas tienen mucho que decir todavía dentro del entorno laboral… así pues, queridos y queridas, si lo veis bien, que tal si me echáis un cable y me ayudáis a difundir esto?

Un fuerte abrazo a tod@s, de un tío llano, sencillo, humilde, amigo de sus amigos, apasionado por su trabajo, inquieto, inconformista y luchador, un buen tipo a fin de cuentas…

Chema Alcázar.